Busca tu autenticidad

El caballo era algo así como un ser mágico que conocía lo que había dentro de cada uno